Gestión integrada de la calidad, medio ambiente y seguridad y salud en el trabajo. Parte III

Parte III

1. OHSAS 18001:2007

            La norma OHSAS 18001:2007 ha sido desarrollada para ser compatible con las normas ISO 9001:2008 e ISO 14001:2004, con el propósito de facilitar la integración de los tres sistemas de gestión: de la calidad, medioambiental y de la seguridad y salud en el trabajo (SST). Esta serie de normas especifica los requisitos para un sistema de gestión SST, que permita a una organización controlar sus riegos y mejorar su desempeño. Por este motivo el esquema OHSAS es equivalente al de ISO 14001:2004 y, por extensión, al de ISO 9001:2008.

Esta norma es aplicable a cualquier empresa que desee:

–          Establecer un sistema de gestión SST para proteger el patrimonio, humano y material, expuesto a riesgos en sus actividades cotidianas.

–          Implementar, mantener y mejorar continuamente un sistema de gestión SST.

–          Asegurar la política de SST establecida y demostrar esta conformidad a la Administración o a terceros.

–          Acreditar el sistema de gestión SST por parte de un organismo externo.

 Image

Figura 4. Sistema de gestión de seguridad

 y salud en el trabajo OHSAS 18001:2007

            De forma similar y casi con total paralelismo con la ISO 14001:2004, los principios que sustentan la OHSAS 18001:2007 son los siguientes:

1 – Política de SST. Definición y autorización por parte de  la alta dirección de la política de salud y seguridad en el trabajo.

2 – Identificación de peligros, evaluación de riesgos y determinación de controles. La organización debe establecer, implementar y mantener uno o varios procedimientos para la identificación continua de los peligros, evaluación de los riesgos y la determinación de los controles necesarios.

3 – Requisitos legales y otros requisitos. Establecer, implementar y mantener uno o varios procedimientos para identificar y acceder a los requisitos legales de SST o a cualesquiera que les sean aplicables.

4 – Objetivos y programas. Establecer los objetivos de SST documentados en las funciones y niveles relevantes dentro de la organización. Los objetivos deben ser medibles y consistentes con la política de seguridad y salud en el trabajo.

5 – Recursos, funciones, responsabilidades y autoridad. La responsabilidad máxima para la SST y el sistema de gestión correspondiente, recae en la alta dirección.

6 – Competencia, formación y toma de conciencia. Asegurar que los empleados están entrenados y son competentes tomando como base una educación, formación o experiencia adecuadas, y son capaces de mantener los registros asociados.

7 – Comunicación, participación y consulta. Establecer procesos que aseguren la comunicación interna y externa acerca de los asuntos relacionados con la SST y la participación de los trabajadores en los mismos.

8 – Documentación. Mantener la documentación sobre el sistema de gestión de SST y asuntos relacionados.

9 – Control de la documentación. Asegurar la correcta gestión de los procedimientos y otros documentos de control.

10 – Control operacional. La organización debe identificar aquellas operaciones y actividades que están asociadas con los peligros identificados, donde sea necesaria la implementación de controles para administrar el riesgo.

11 – Preparación y respuesta ante emergencias. Identificar las situaciones potenciales de emergencia y desarrollar procedimientos para su prevención y actuación.

12 – Seguimiento y medición. Control de las actividades clave y seguimiento de su ejecución. Seguimiento de la efectividad de los controles.

13 – Evaluación del cumplimiento. La organización debe establecer, implementar y mantener procedimientos para evaluar periódicamente el cumplimiento de los requisitos legales aplicables, así como para el mantenimiento de los registros.

 

14 – Investigación de incidentes, no conformidades, acciones correctivas y acciones preventivas. Registrar, identificar y corregir los problemas y prevenir su reaparición.

15 – Control de registros. Mantener los registros necesarios para demostrar la conformidad con los requisitos del sistema de gestión de SST y de esta norma, así como para demostrar los resultados obtenidos.

16 – Auditoria interna. Verificar periódicamente que el sistema de gestión es conforme con las disposiciones planificadas para la gestión de SST, se ha implementado adecuadamente y funciona de la manera prevista.

17 – Revisión por la dirección. La alta dirección debe revisar el sistema de gestión de la organización a intervalos planificados, para asegurarse de su conveniencia, adecuación y eficacia continua.

Los beneficios de implantar un sistema de gestión de seguridad y salud en el trabajo son:

–          Mejora de la imagen empresarial, proporcionando una mayor competitividad y un mejor posicionamiento en el mercado.

–          Mantener al día el sistema de gestión de SST.

–          Mejorar la integración de la actividad preventiva dentro de la empresa.

–          Reducción de accidentes.

–          Prevención de posibles infracciones.

–          Ayudar a garantizar el cumplimiento continuo de la legislación de seguridad y salud.

–          Minimizar el riesgo de daños para los empleados u otras partes interesadas, asociados a sus actividades.

Anuncios